Internal Beeper


Porqué los videojuegos son mejor que el sexo
julio 24, 2007, 12:29 am
Filed under: Uncategorized

Venga, como es tarde y llevo una sobredosis de cafeina, post estúpido del año.

20 motivos por los que jugar a videojuegos es mejor que prácticar sexo.

1.- Jugar sólo no es deprimente.

2.- Jugar con otra persona mediante internet, tampoco es deprimente.

3.- Por más tiempos de carga que tenga el juego, los preliminares son más largos.

4.- Si tienes un mal día, siempre puedes culpar al lag, o al mando.

5.- Tu pareja de juego nunca habla de sus anteriores parejas de juego.

6.- Puedes aguantar muchas horas seguidas jugando a videojuegos.

7.- Puedes jugar con tus amigos o amigas sin estropear la amistad o ningún compromiso.

8.- Si acabas antes que tu pareja de juego, puedes decirle PWNED sin que te abofetee.

9a.- Jugando a videojuegos no sudas (descarta este punto si juegas a la Wii).
9b.- Puedes jugar a videojuegos con la familia (descarta este punto si no juegas a la Wii).

10.- Puedes jugar con 4, 8, o hasta centenares de personas a la vez.

11.- Puedes alternar parejas de juego (hasta en la misma noche), sin que nadie se ponga celoso.

12.- Tu pareja de juego nunca te preguntará de donde has sacado tanta experiencia jugando.

13.- Existen muchas posturas, pero existen muchísimos más videojuegos.

14.- Puedes comer o beber mientras juegas a videojuegos.

15.- Siempre puedes pausar un videojuego y continuar más tarde.

16.- Gracias a las consolas portátiles, puedes jugar en público.

17.- Puedes mirar como otros juegan a videojuegos sin que se te denuncien por voyerismo.

18.- En las convenciones de videojuegos, se juega, en las de sexo, no se practica sexo.

19.- Puedes ver páginas de videojuegos sin que tu pareja de juegos se enfade.

20.- No necesitas decir “te quiero” a tu pareja de juego.



Reflexiones anti-nintenderas
julio 23, 2007, 12:56 am
Filed under: Uncategorized

Reconozcámolo, yo nunca he sido un gran fanático de Nintendo. Criado en el PC y el CPC, no conocí a Miyamoto hasta que me dejaron una SNES, y jugué largo y tendido al Super Mario World (para ser completamente sinceros, fue años antes, con la Game&Watch del Donkey Kong Jr., con ese Mario medio nazi que había capturado a papa Kong, pero era demasiado pequeño para entenderlo). Y, bueno, ese Mario estaba bien, más que bien.

Era un juego de lo más infantil (por esa época mi gran reto era conseguir pasarme el Larry in the Land of the Lounge Lizards), pero la jugabilidad superaba a prácticamente cualquier juego de PC.

Pero, bueno, no volví a tocar a Nintendo hasta llegar a la GBA. Por entonces ya tenía yo mi PSX, y Nintendo daba palos de ciego hasta llegar el Zelda. La N64 nunca fue una gran consola. Nintendo no supo pasar del 2D al 3D. No como first party, el paso de sus licencias de 2D a 3D fue más que digno (a diferencia de Sega), pero no consiguió que las demás compañías apostaran por el cartucho (que fue el principal problema de la N64), cuando Sony les ofrecía un CD que, para entonces, casi les daba carta blanca a todas las CGI, fondos renderizados y música que quisieran.

Con la GameCube, pasó más de lo mismo. Quizás haya 15 juegos realmente buenos en exclusiva de GameCube. Y 10 de ellos son first-parties. Nunca negaré la capacidad de Nintendo a la hora de hacer juegos, pero sí sus pocas miras en cuestión de hardware. El minidisc le sirvió, una vez más, para quedar atrás en una batalla por conseguir el apoyo de las third-parties, con una capacidad de almacenamiento de datos hasta 6 veces menor que la de la competencia directa.

Nintendo siempre ha tenido problemas con las third. Incluso ahora, con una Wii que destroza a la competencia en ventas, es incapaz que las thirds se tomen su consola en serio. Minijuegos, spin-offs, remakes o ports directos de juegos lanzados años atrás en PS2, juegos de temática claramente infantil, proyectos alternativos que a veces salen bien, pero que en su mayoría quedan destrozados por las reviews cuando el hype se desvanece…

Podríamos llenar páginas enteras de proyectos grandes, inmensos, que se quedan fuera de la Wii por haber hecho un cambio tan brusco en la orientación de su mercado, y por las capacidades técnicas de la consola. Si, el público de Nintendo no necesita un Sega Rally o un DIRT, teniendo un Mario Kart, o un StrangeHold o Haze, teniendo un Metroid Prime 3, o un Tekken, un Soul Calibur o un Virtua Fighter, teniendo un Smash Bros Brawl. Pero… ¿hasta cuando podrá compensar Nintendo con sus first parties a los grandes proyectos de las principales third parties?

No hablamos de ventas. La DS dobla en ventas (y en Japón triplica) a la PSP, cuando en realidad la DS tiene un catálogo aún más desastroso que la PSP. Los analistas amateurs vaticinaban que la DS obtendría un catálogo excelente cuando las ventas mejorasen. Que los juegos “chorras”, o los no-juegos, cesarían cuando hubiera una suficiente base de mercado. Y podemos seguir esperando. Hay cosas en el horizonte, pero la mayoría de juegos de DS son, ahora mismo, juegos de mascotas, de sudokus, y de entrenamiento de algo.

La DS no tiene ningún título decente, de third party, de carreras, de deportes, de FPS, beate’m up, de lucha, de acción 3D en general, o de rol (no, los remakes no cuentan). Si lo miramos fríamente, la DS no es que tenga tan mal catálogo, pero lo tiene completamente escorado en tres géneros: puzzles, aventuras y, siendo generosos, plataformas.

La PSP tiene sus grandes defectos, sobretodo en cuestión de portabilidad, y la poca exclusividad de su catálogo, pero tiene al menos 2 o 3 juegos realmente buenos en cualquiera de los géneros. Sí, no tiene 30 juegos de puzzle buenos, como sí tiene la DS, pero la crítica a su catálogo siempre ha sido más una crítica a su concepto de juego (juegos que requieren un juego continuado, en vez de juegos donde puedes hacer una partida rápida en la parada del autobus) que al catálogo en si.

En realidad, Nintendo ha sido, desde hace años, como Apple. Y más con esta Wii tan parecida a los iLoquesea (tanto físicamente como en repercusión de los medios). Criticar a Nintendo es algo aberrante, Nintendo nunca se equivoca, lo que pasa es que hay muchos que no comprenden su grandeza.

Nintendo nos ha abandonado. No ha sido una marcha repentina, todo sea dicho. Se fue anunciando cuando convirtió la DS en una PDA jugable para la gente que no juega a consolas. Cuando con el anuncio de la Wii, se pronunciaba más veces la palabra “familia” que la palabra “jugador”. Cuando decidieron que la Wii sería, no ya la consola, sino el electrodoméstico que uniría a la familia delante de la televisión.

Y esta lucha por familiarizar los videojuegos (o, más bien, un tipo de videojuegos), es de lo más honrosa, pero a mi no me atañe. Me parece perfecto que la Wii pueda hacer que juegues a un juego con tus padres. Pero, señores de Nintendo, yo hace ya 10 años que vivo fuera de casa de mis padres. Quiero algo para mi. Y no me lo ofreceis ni con la DS, ni con la Wii.



Es una jodida báscula
julio 12, 2007, 6:46 am
Filed under: Uncategorized

bascula.png
No puedo esperar a hacer flexiones delante de la televisión